Un escándalo de proporciones internacionales, ha destapado un video que muestra los crueles tratos que sufren animales de varias especies en un laboratorio español.

La ONG Cruelty Free International difundió un video que se ha hecho viral en las redes sociales, presuntamente grabado por una extrabajadora del laboratorio Vivotecnia, organización europea independiente de investigación en toxicología con sede en Madrid, España. Desde el año 2000 ofrece servicios de apoyo a la industria farmacéutica biotecnológica, cosmética, química y agroquímica.

Entre sus cliente, se encuentran empresas de España, Europa, Reino Unido, Centroamérica, Japón, Corea y Estados Unidos, donde esta organización realizaba experimentos con monos, perros, cerdos, conejos, taras o ratones sin anestesia, con prácticas poco éticas que causan dolor y sufrimiento innecesario, sumado al abuso verbal y humillaciones, así lo asegura Carlos Contreras, representante legal de la ONG Cruelty Free International.

Según Contreras, las prácticas estaban permitidas, por lo que la trabajadora que se mantiene en el anonimato, empezó a grabar y recaudar las evidencias de los años 2018 a 2020. Resultado de varias horas de video y un informe que supera las 70 páginas que ya está en manos de la Fiscalía de Medio Ambiente español.

En el revuelo, se ha atribuido erróneamente a la investigación a una persona, Carlota Saorsa, pero no se trata de ella, asegura el abogado, puesto que quien saca a la luz la denuncia está “muerta de miedo y muy traumatizada”. Por eso, la asociación y él van a proteger su identidad incluso ante los tribunales, a los que van a acudir tanto por la vía administrativa como la penal como demandantes.

“No sabemos quién es Carlota Saorsa, la mujer a la que están felicitando por la investigación, pero puedo asegurar al cien por cien que no es ella”. Tampoco les importa que se atribuyan las imágenes a otra persona. Lo importante, asegura, es que el contenido de la denuncia llegue a buen puerto. Y, por ahora, lo están consiguiendo.

Katy Taylor, directora de asuntos científicos de Cruelty Free International, contactó hace un mes a Contreras por un supuesto caso grave de maltrato en España. Necesitaban un abogado y él, que en 2014 había defendido su tesis doctoral sobre derecho animal, parecía la persona idónea.

“Al principio dije ‘bueno, vamos a ver…’, porque a veces el sufrimiento en experimentación animal está cubierto por la ley. Pero cuando me puse a ver las imágenes no me lo podía creer”, cuenta el letrado.

Contreras se sentó con los miembros de la ONG y seleccionó imágenes que pudieran difundirse. El resultado ha sido una bomba informativa que destapó el jueves pasado el diario británico The Guardian, y de la que se hizo eco el día siguiente eldiario.es.

No es fácil conocer qué se hace exactamente dentro de un laboratorio donde se experimenta con animales. En este caso se veía, según cuenta Taylor por correo electrónico, que los peores actos de crueldad no los cometían solo “uno o dos individuos”, sino que había “una cultura de abuso verbal y físico”. Es más, según la directora de la ONG, que ha visto todas las imágenes sin censura, asegura que “el personal existente capacitó al nuevo personal, incluidos los becarios, para que utilizara técnicas crueles, por ejemplo, sacudiendo a las ratas para supuestamente someterlas”.

El repudio hacia estos actos ha logrado 350 mil firmas en Change.org, como petitorio al cierre de la empresa, en especial presión contra el Centro Superior de Investigaciones Científicas, adscrito al Ministerio de Ciencias en Innovación español que firmó un contrato en 2020 con el laboratorio de la empresa alemana Vivotecnia.

Pronunciamiento del CSIC

El Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) se ha visto en la obligación de informar “a toda la sociedad” que las imágenes del video difundido “en absoluto” corresponden con la investigación con animales que se lleva a cabo en la institución”.

“Toda la experimentación animal que se aborda en los centros del CSIS re realiza con el estricto cumplimiento de la legislación vigente y con el respeto escrupuloso de las recomendaciones éticas internacionales de bienestar animal”.

Apoyamos las investigaciones que hagan las autoridades competentes de la Comunidad de Madrid. “Por ello, una vez se disponga de toda la información necesaria, el CSIC considerará la resolución del contrato existente con la empresa”.

Fuente:

https://elpais.com/clima-y-medio-ambiente/2021-04-12/las-imagenes-de-maltrato-animal-en-vivotecnia-fueron-grabadas-por-una-extrabajadora-que-habia-avisado-a-sus-jefes.html

https://www.change.org/p/mart%C3%ADn-consejera-de-medio-ambiente-ordenaci%C3%B3n-del-territorio-y-sostenibilidad-madrid-cerrar-vivotecnia-ahora

https://www.theguardian.com/environment/2021/apr/12/animal-testing-suspended-at-spanish-lab-after-gratuitous-cruelty-footage